Creo en #miempresaconcilia y en un mundo mejor

Volvemos al trabajo... se acabaron las vacaciones y comenzamos con una reflexxión sobre la necesidad de conciliar....

Todas las mañanas (o por las noches según el hábito de cada cual) y en multitud de hogares, la primera fase del día es relativa a CONCILIACIÓN:

¿Recuerdas que hoy la llevas tú al dentista?

Hoy estoy reunida hasta tarde, ¿quién lo recoge después del fútbol?

Y es que es consustancial a nuestro modo de vida, tengamos hijos o no, la necesidad de conciliar es inherente al ser humano, y se ha visto amplificada desde la incorporación de la mujer al mercado laboral remunerado.

Esto no es tan sólo un tema de madres y padres, ni de mujeres, ni de dependientes, ni de ….es un tema de personas, y como personas que somos queremos conciliar.

Yo, desde luego quiero conciliar.

Para mí es una decisión tomada, de manera madura, reflexiva, contrastada, y por tanto, actúo para que el resto de decisiones, el resto de mi vida, se alinee con esta decisión. Quiero conciliar, quiero que mi vida sea cuánto más rica, diversa y plena mejor, pero también quiero trabajar, y a partir de ahí, si actúas con determinación las cosas se van alineando. No vale sólo con quejarse y echarle la culpa al gobierno de turno, que sin duda tiene la tendrá.

Uno puede modificar hábitos, consumir menos, trabajar part time, cambiar de trabajo, todo, menos lamentar no haberlo hecho.

Yo, trabajo duro como no puede ser de otra forma pero concilio, no me pierdo los momentos familiares importantes que conforman una vida, pero también tengo tiempo con mi pareja de manera individualizada, y con mis amigos, y para practicar deporte y para mis otras aficiones, en definitiva para ser feliz,…es posible!

Para ayudar aunque sea sólo un poco a aquéllas personas que leyendo esto no hayan tomado la decisión aún, debo decirles con realismo y no sin una cierta crudeza, que la situación no es fácil.
Unos pocos países, en el contexto mundial, han conseguido minimizar y paliar en parte, o buena parte el problema de la falta de conciliación derivada de este modus vivendi.

Es posible, pero no nos engañemos, implica crear un estado del bienestar ad hoc y eso es mucho dinero, sólo pueden permitírselo unos pocos, y aún así, ¿podrán en un futuro?

España destina un 1,5% PIB a ayudas a la familia, ¿podremos tan siquiera mantenerlo?

La media de la UE es el 3,5 % y Dinamarca por citar un ejemplo de los buenos, destina el 8%, la solución entonces es fácil, no?

¡Incrementemos un 400% la inversión pública del Estado en conciliación!

Ahora en serio,…yo no soy un populista.

Si conseguimos mantener nuestro estatus del 1,5% ± 10% sobre PIB, muchos firmaríamos.
¿Entonces?

Hay que apoyar desde todos los frentes, todos a la vez, y no nos engañemos, no lo resolveremos del todo, pero sin duda, será mejor que no hacer nada y continuar lamentándose.

TODOS, es todos,

Las empresas en su más amplia consideración (economía social, tercer sector,…) tienen una responsabilidad muy evidente en este asunto. Tienen una responsabilidad con la sociedad donde operan, ¿les suena la RSE?

La mayoría creen, como también lo hacen los ciudadanos que esto no va con ellas, y miran al gobierno de turno. Otros se empecinan en tratar de resolverlo desde el ámbito de la negociación colectiva. Patronal y sindicatos no han sido capaces y no lo serán por las limitaciones y vicios propios de su forma de actuar.

Algunos, unos pocos lo ven claro, hacen suyo este problema social y de país, lo afrontan con decisión y rigor, lo incorporan a sus estrategias y operaciones, invierten confiando en un retorno, en definitiva “agarran el toro por los cuernos”.

Nosotros lo llamamos efr.

Aquí podrán encontrar una pequeña muestra de su trabajo. Esperamos que muchas más se sumen.
Mientras tanto, es posible!! Lean con atención, es cierto y lo podemos demostrar, porque en el mundo efr la veracidad es la clave. Todo es auditado, todo es demostrable.

Envíen sus CV’s, apoyen con sus compras e inversiones a estas empresas, sin duda lo merecen.
Y no quisiera concluir este prólogo sin felicitar y animar a Usue en su brillante labor. Qué mejor que alguien que lo ha vivido tan en primerísima mano con su pequeño en el regazo Nuestra sociedad necesita a Usúe y a muchos padres y madres que no sean conformistas, que crean que otro mundo mejor es posible.


Mucho éxito para #miempresaconcilia. Sin lugar a dudas, cuenta con nuestras ganas de un mundo mejor.

Comentarios

Entradas populares