Are we going crazy?

El inglés es importante en nuestras vidas, y especialmente en nuestras vidas profesionales. Lo sé, acabo de salir de mi clase de inglés y lo sufro, pero….nos estamos volviendo locos?

Lo primero antes de entrar en el tema que me va a ocupar, un poco de paz y sosiego. Hablar inglés fluently o en un nivel advanced exige un esfuerzo muy muy importante y debemos reconocerlo como tal. Otra cosa es hablar en un nivel intermediate, que te permita desarrollar tu trabajo y desenvolverte.
Vamos, como toda la vida!

Sólo un país con más de un 20% de desempleo se vuelve tan loco!!

Oiga, me parece muy bien que usted sea una compañía norteamericana y me exija un determinado nivel de inglés, pero de ahí a pedirme que lo hable como usted!! Y usted, buen yanqui, que viene a vender a mi país ¿está dispuesto a aprender español a un nivel “medianico”? Porque el axioma se deberá cumplir por ambas partes no?  Yo aprendo inglés porque usted me da un empleo y usted aprende español porque quiere vender en mi pueblo.

Insisto, sólo este 25% de paro nos lleva a culpabilizarnos de esta forma! No veo yo este dramatismo en Francia o Italia que lo hablan, “parecidico”!

Y ahora voy a la locura, locura de gentes preparadas, formadas, formales pero… locura al fin y al cabo.

Me refiero como no, a enviar a nuestros hijos a 10000 kms (o 5000 miles) con 14 años  (o menos) todo un año para que aprendan inglés.

Esto lo voy a decir yo porque soy de natural “arrojado”, aunque lo penséis muchos. Es una pasada y se acabará escribiendo sobre ello.

Por supuesto que estoy de acuerdo en viajar a un summer camp, por supuesto que potenciaría un ERASMUS (de hecho lo haría obligatorio), por supuesto unas vacaciones familiares en un campus irlandés, ¡cómo no!

Pero de ahí a como han hecho muchos que yo conozco lanzar a una criatura de 14 años al middle west a buscarse la vida, ….vamos!!

Y por qué digo buscarse la vida? Porque así me lo relatan…

Niños/as que han convivido con familias norteamericanas que si fueran españoles ni saludaríamos por la calle.
Niños/as que han tenido miedo de volver a sus casas por la tarde.
Niños/as que conviven con armas de fuego.
Niños/as que no han comido proteínas en muchos días.
Niños/as que han convivido con US brothers medio acosadores.
Niños que han cenado helado tres veces por semana.
Niños/as a los que sus padres les han dicho desde España, búscate la vida, de lo contrario tendrás que volver, y han pedido a los profesores un hueco tras la clase para como ellos me contaban “dar mucha pena” y conseguir cambiar de familia.
Niños/as a los que sus padres les ha costado infinito que les pongan…¡un flexo para estudiar!
Niños/as que vuelven de la escuela de noche por el arcén de la carretera sin iluminar.
Niños/as que han perdido el vuelo de conexión y han dormido en aeropuertos.

Pero eso sí, sus padres me dicen … ¡les pongo la tele en VO y la siguen y añaden MISIÓN CUMPLIDA!.

Pues nada campeón!!

Tenemos que mejorar el sistema educativo en lo referente al inglés ( y casi todo) para que un niño acabe la secundaria (ESO) en un nivel intermediate y con un first o equivalente en su bolsillo o pocket. Eso es perfectamente posible e incluso sin educación bilingüe.

El inglés que se dá en la pública es una porquería (eso no lo traduzco al inglés) para que quede claro.
A partir de ahí, un chaval de 17 años puede mejorar su nivel de inglés para aproximarlo a un excellence o upper intermediate, y acabar con un año de erasmus que le permita abordar el primer trabajo con un nivel más que adecuado, y todo ello, sin haberse jugado la vida (y la honra) en Utah.
Un erasmus a los 22, 23 ó 24 es otra cosa, incluso puede prolongarlo un año más y perfeccionado, pero cuando su madurez se lo permita.

Y ya por último, esa soplapollez (cómo se dirá en inglés?) de que ahora tengo mi familia española y  mi familia extranjera. Como si la familia dependiera de dar aposento un tiempo.
Vamos hombre!

La parentalidad es mucho más, es otra cosa bien distinta, esto es un tontería mayúscula!! Que por cierto, estamos muchos padres potenciando. Por cierto, muchos de los “guays” no de los de riesgo de exclusión social.

Conciliator 2.0 has been here!!!

Que la fuerza os acompañe!

Comentarios

Entradas populares